Pentecostés, Espíritu de la "Iglesia en Salida"

 holy spirit filled

Queridos amigos y lectores de Comunidad Cristiana:

Los saludo con mucha alegría en este Domingo de Pentecostés, que la paz y el Espíritu de Cristo resucitado esté con ustedes. Hoy la presencia del Espíritu Santo despierta y fortalece nuestra fe. Que el Santo Espíritu nos inspire para tener un corazón compasivo y una esperanza contagiosa, para convertir nuestro mundo en una humanidad más justa, digna y llena de paz.

El Espíritu Santo y el Proyecto Global de Pastoral 2031-2033

Hermanos, hoy celebramos, después de 50 días de la Pascua, la solemnidad de Pentecostés, en la que conmemoramos la venida del Espíritu Santo sobre los Apóstoles. Celebrar Pentecostés permite a las comunidades eclesiales renovar y revitalizar su más honda identidad en medio de las circunstancias que les toca vivir, identidad que compromete y hace posible la acción del Espíritu Santo en y a través de la Iglesia. Este mismo Espíritu Santo fue quien nos habló en la persona del Papa Francisco en su visita a México en 2016, e hizo arder nuestros corazones cuando pidió a los Obispos un serio y cualificado Proyecto de Pastoral que diera respuesta a las múltiples situaciones y circunstancias que vive nuestro pueblo. En sus manos ponemos nuestro Proyecto Global de Pastoral 2031-2033 (PGP) que se presentó el pasado domingo a toda la Iglesia y el pueblo de México.

Este PGP manifiesta que la Iglesia camina confiada en la asistencia permanente del Espíritu Santo, confiamos que Él ilumina nuestras vidas con la luz de Jesucristo Vivo y Resucitado, y viene a fortalecer nuestras esperanzas y a ampliar nuestros horizontes; que nos impulsa a soñar, y a despertar nuestra creatividad pastoral, para reavivar nuestra experiencia de fe, de comunión, de discípulos misioneros con un renovado entusiasmo, y viviendo la Alegría del Evangelio, en el Espíritu de una Iglesia en Salida, que tiene puesta su mirada en la meta divina, donde nos preside nuestro Redentor y con la presencia materna llena de confianza que nos ofrece Nuestra Madre de Guadalupe. Caminemos con mucha alegría y esperanza por los caminos de la Redención.

Con mi oración, cariño y bendición.

En Cristo, nuestra Paz

+ Carlos Garfias Merlos

Arzobispo de Morelia